Blog

30
Sep
4 patas de la creatividad rentable del entrenador

«La creatividad es una de las últimas maneras legales de obtener una ventaja injusta sobre la competencia». – Ed McCabe

Ser entrenador implica muchas dimensiones. Tenemos miles de pinturas y pinceles, lienzos distintos. La diferencia está, desde mi punto de vista, en la dimensión creativa, es decir, donde ponemos nuestra expresión e identidad consciente o inconscientemente. Cómo pintamos. Para mi es clave vincular creatividad con rentabilidad. La creatividad no es un «complemento», sino que es una de las esencias del liderazgo.

La dimensión creativa tiene 4 puntos de desarrollo. Todos ellos pueden ser copiados de otros, generados desde el propio aprendizaje ensayo-error, o una mezcla creativa entre lo que veo de otros y me inspira, y algo que sale de mí y solo yo puedo hacer de esa manera. Esta última me da ventaja porque siento lo que hago como mío. Desde ahí es mucho más natural convencer y liderar. Creatividad es encontrar soluciones y recursos que funcionen.

LA DIRECCIÓ DEL EQUIPO. Cómo voy a asumir el liderazgo del equipo?

El desde dónde.Gestionar las expectativas es lo más complejo. Todos tenemos expectativas individuales al empezar una temporada (el entrenador también).  Gestionar desde un conflicto de expectativas es duro. La creatividad ahí reside en buscar y encontrar la manera de acoger las expectativas individuales e integrarlas al objetivo global del equipo. Para mí este es un propósito muy importante del liderazgo.

 

La congruencia. Pongo unas normas, y las sigo. Y quien no las sigue tiene consecuencias. Puedo hacer eso desde la rigidez o desde la firmeza. Desde el miedo o desde la seguridad. Desde la defensiva o desde un estado de respeto hacia el grupo. Con seriedad o con humor. La parte creativa aparece cuando encuentro soluciones a los conflictos de congruencia…  distintas, ágiles y sobretodo auténticas, asumiendo las consecuencias.

 

Uso de dinámicas. Las dinámicas para cohesionar, para hablar de los temas, para animar, o para poner las pilas…. hay mil objetivos para hacer una dinámica. Puedes copiar pero también puedes inventar, escuchando las necesidades del equipo, dejándote sentir qué le vendría bien al equipo ahora… y probar, arriesgar, experimentar. Nada de lo que pase es tan grave, este es un gran espacio de aprendizaje.

 

LA COMUNICACIÓN. Qué y como transmito?

La claridad.Ya hemos hablado de esto otras veces. Un valor absolutamente en alza en el liderazgo. Ser claro. Si somos claros en el momento que toca comunicar nos ahorramos muchas incomodidades, malentendidos, y conflictos en el futuro.

 

La coherencia dinámica.Hablar alineado cuerpo, mente y emociones. Saber vender, disfrutar vendiendo ideas es clave, idear maneras de llegar al equipo pero desde la verdad interior, desde tu idea, tu sentir, tu cuerpo. Llegar desde la verdad, no desde el miedo.

Educar en la escucha. El sistema (equipo) tiene que aprender a escuchar a los demás (entrenador incluido). Escuchar solo aporta beneficios, en el sentido que nos da información para poder ajustar las actuaciones, decisiones, etc… Es fundamental desarrollar esa capacidad para poder ser creativos luego. Utilizar el humor para poder relativizar, trasformar estados de preocupación en estados más abiertos o positivos.

 

LA ESTRATEGIA. Qué pretendo conseguir?

Las razones de fondo. Tener más presente el objetivo final, en términos de aprendizaje, que el momento. No reaccionar (tactica) sino estar creativo (estrategia), enfocado en el fin último. Esto en todas las categorías impacta en la repartición de minutos, la dirección de partido, la individualización, la elección de contenidos y la progresión técnico-táctica, etc..

El equilibrio emocional. Trabajarlo nos permitirá estar en un estado creativo (proactividad, foco en la solución) y no reactivo (culpar, excusas, justificaciones). Es poder estar en pleno estado de recursos. Ahí pueden aparecer la intuición, la valentía, la curiosidad, la paciencia… muchas energías diferentes que puede necesitar el liderazgo en cada momento.

Generar estructuras propias.Diferentes estilos de juego ofensivo y defensivo en función de combinaciones de jugadores, enlaces entre sistemas de juego, variantes de inicios y finales, agilidad con la pizarra en tiempos muertos. Uso de metáforas para distintos momentos de juego y temporada.

 

LA METODOLOGÍA. Cómo entreno?

Integración de las dimensiones técnica, táctica, mental-emocional.

La planificación es rigidez. El equipo es como un organismo donde todas las partes están relacionadas y tienen una evolución natural, en parte imprevisible. Generar tareas globales, y dedicar tiempo al desarrollo individualizado…

Entrenamiento individualizado dentro del grupo. Ayudar a descubrir al jugador y encontrar juntos las necesidades de aprendizaje de cada uno en cada momento. Dejar espacios de autonomía a los jugadores. Hacerles responsables, ponerles “tareas” en todas las dimensiones, en definitiva, acelerar los procesos de aprendizaje.

En definitiva, todos tenemos pinturas y pinceles, pero debemos pintar nuestro propio cuadro. Y seguir aprendiendo (más pinturas y más pinceles, ver a otros pintar…) permanentemente para ir evolucionando nuestros cuadros. El arte de entrenar. #EntrenArte

«Cualquier actividad se vuelve creativa cuando su artífice se preocupa por hacerlo bien o mejor». – John Updike  

09
Sep
EL TALENTO DE SER CAPAZ DE APRENDER

«El gran objetivo del aprendizaje no es el conocimiento, sino la acción.» Herbet Spencer.

Ayer Miguel Martín abrió una conversación acerca de cual es el talento de juego más importante para el jugador: técnico, táctico, físico, competitivo.

Yo me hago la misma pregunta para el liderazgo de los entrenadores: dirección de equipo, estrategia, comunicación, metodología.

Son preguntas que tienen sentido, porque todos esos campos son importantes. Y hay más campos… Mi reflexión es precisamente que el talento más importante es la capacidad para aprender en todos ellos.

Tenemos un desajuste de perspectiva sobre esto, a mi entender. Porque estamos muy preocupados por saber, y menos por aprender. Me explico: es más frecuente hablar de lo que creemos que sabemos o dominamos, y por lo tanto intentar demostrarlo haciéndolo, que hablar y probar cosas que necesitamos aprender. Por una razón: el miedo a equivocarnos, o el miedo a que los otros piensen que no sabemos. A nivel de liderazgo el entrenador siempre tiene que ser el primero en adoptar esta perspectiva, así da permiso a los jugadores también para crecer. Crea el contexto donde se puede transformar la voluntad de aprender en capacidad para hacerlo.

Si realmente nos damos cuenta, lo que produce más satisfacción en una actividad que te importa, es aprender cosas referentes a ella. Para que eso pase debemos dar la bienvenida a todo lo que no sabemos, con unos simples pasos:

1) Humildad y Valentía para mirarse, conocerse, e ir a por ello.
2) Curiosidad. Buscar dónde y como… y de quien aprenderlo
3) Hacerse amigo del error. Es compañero de viaje garantizado. Y nos da muchos mensajes!
4) Diversión. En el proceso de aprendizaje. Experimentar, crear, celebrar pequeños pasos adelante..
5) Dedicación. Estar tiempo, poner energía
6) Inconformismo. Tener en mente la pregunta “y qué más?” pero no desde el perfeccionismo sino desde la voluntad de mejora.

Y un consejo sobre una certeza que tengo: aproximarse al aprendizaje desde la creación artística. Esa capacidad de expresar y crear que todos tenemos dentro. Y que cuando conectamos con ella, eliminamos el juicio y nos vemos como más completos y creativos, y capaces. Se mueve cuerpo y emociones, y de ese movimiento sale siempre más claridad mental para abordar los procesos necesarios. El cuerpo sabe mucho más de lo que nuestra mente piensa. El arte es un canal de escucha e inspiración muy grande.

Jesús C. Guillén escribe este interesante artículo sobre este tema del que destaco su conclusión:

“…No se puede negar que las actividades artísticas están arraigadas en el propio desarrollo del ser humano desde su nacimiento y que constituyen una recompensa cerebral natural necesaria para el aprendizaje. Porque la práctica de cualquiera de las manifestaciones artísticas lleva asociada un componente emocional que nos motiva y que nos permite contemplar el mundo que nos rodea desde una perspectiva diferente, más estética, más profunda. La Educación Artística resulta imprescindible porque permite a los alumnos adquirir toda una serie de competencias socioemocionales básicas para su desarrollo personal y que, además, les hacen más felices. Y ese es el verdadero aprendizaje, el que les prepara para la vida. El cerebro humano, que es un órgano complejo en continua reestructuración, agradece los retos y necesita el arte…”

Esta semana hacemos la tercera edición del curso #EntrenArte, esta vez en Zaragoza. Seguiremos haciendo cursos, funcionan, aportan, hacen sentir, hacen reconectar con una motivación que siempre está ahí pero a veces desenfocada, la de aprender sobre lo que nos apasiona.

02
Sep
Por qué somos entrenadores?


«Se una luz para ti mismo.»
Jiddu Krishnamurti

En el fondo es tan importante lo que hagamos con el jugador para su camino? Con el tiempo me voy dando cuenta de que no. En el fondo, en lo más profundo, ayudamos para ayudarnos. Cuando un jugador crece, nos alegramos por él, y a la vez esto aumenta nuestra autoestima (soy valioso) y autoeficacia (soy válido)

Muchas veces he formulado una pregunta incorrecta. Entrenas para tí o para el jugador? Intentando inducir a que la respuesta correcta es “para él”. Pero la pregunta está mal. No la volveré a hacer. Entrenamos porque somos un canal que utiliza el baloncesto. A través nuestro se transmiten unos valores, unos conceptos, un método… hacia el jugador. A la vez el jugador es un canal que utiliza el baloncesto para hacernos sentir mejor, para ayudarnos a crecer, a aprender, a realizarnos.

Y eso explica porqué es tan importante el proceso de aprendizaje, porque ahí los dos canales se encuentran. Y ahí el jugador se siente bien porque crece, y nosotros nos sentimos bien porque contribuímos. Y de manera quizás menos consciente, el mismo proceso al revés…. Dos necesidades humanas, el crecer y contribuir, que llevan a la sensación de propósito y plenitud (Tony Robbins)… sin entrar si es por él o por nosotros mismos. Y quien sabe como se aprende mejor? Hay teorías, hay métodos, y al final el organismo “baloncesto” se regula de manera que todo el mundo vaya sacando cosas que necesita, incluído frustrarse, o dejarlo.

A mí esta reflexión me ayuda a juzgar menos. No hay buenos y malos, No hay preparados y no preparados. Al final todos somos necesarios en este sistema. Desde esta mirada, para mí, cualquiera que se ponga al frente de un equipo, sea con la motivación que sea, sea con la consciencia que sea, merece el respeto simplemente por la valentía de afrontarlo. Muchas veces sin herramientas, muchas veces sin el respeto de la mayoría.

Pero que bonito es ser canal, aunque sea pequeño y casi invisible. Es como una vena o arteria principal que sería un Obradovic, o Popovic, a ojos del mundo… o el más pequeño capilar (Los capilares son vasos minúsculos, con paredes extremadamente finas, que actúan como puentes entre las arterias -que transportan la sangre que sale del corazón- y las venas -que la transportan de vuelta hacia él-. Por un lado, las paredes delgadas de los capilares permiten que el oxígeno y las sustancias nutritivas pasen desde la sangre hacia los tejidos y por otro lado permiten que los productos de desecho pasen desde los tejidos hacia la sangre).
Sin los capilares el sistema se muere. Una arteria principal no es tan importante como parece. Un capilar es más importante de lo que parece…

Llevándolo a mí, reconozco que tengo mucha suerte. Con el tiempo he ido cambiando mi mirada hacia el entrenador. Es muy gratificante. Me da mucha paz. Tengo la suerte de hablar con amigos entrenadores, hago formaciones, etc… Y cada vez lo disfruto más, porque en realidad me siento cada vez menos importante y más consciente de que simplemente soy un canal que el basket, o el deporte, porque realmente trabajo con diferentes colectivos-, utiliza para su desarrollo. Igual para los jugadores con los que interactúo. Todos sois fantásticos canales para mi bienestar.

“Ser un canal es ser completa y libremente tú mismo, plenamente consciente de que eres una expresión de la más alta creatividad del universo.” (Shakti Gawain)

26
Ago
La pretemporada del entrenador.

Empiezan la mayoría de pretemporadas estos días. Durante el verano, cada vez más, los entrenadores tenemos el hábito de formarnos. De manera formal con cursos, y también de manera informal, viendo partidos, hablando con otros compañeros, llenándonos de experiencias en los campus y entrenamientos de verano, viendo vídeos, etc… Llegamos al inicio inspirados con muchas cosas que hacer con el equipo. Luego empieza la pretemporada y habitualmente tenemos la idea de que es un periodo donde hay que sentar todas las bases, lo cual es cierto, en parte. Para mí cada vez hay menos diferenciación entre la pretemporada y la temporada. Tanto a nivel de contenidos, como de energía. La temporada es un proceso de permanente oportunidad para el aprendizaje, Hay tres alertas y sus retos de liderazgo que debemos tener en cuenta para enfocar el año con el equilibrio y la coherencia que nos permitan aprovechar esas oportunidades.

1) El volumen. La cantidad de cosas que queremos conseguir. Habitualmente todo lo que hemos imaginado sobre el papel se convierte en algo mucho más complicado de conseguir. Por mil razones que van sucediendo.

2) El tiempo. Los entrenos pasan, las semanas, los partidos. Normalmente los tiempos en los que pasan las cosas, escapan del control o de la planificación.

3) Las prioridades. Si todo es importante, nada es importante. Nos podemos perder si no las tenemos muy claras. Es una pregunta que debemos dedicar tiempo a contestar con calma

Desde mi punto de vista estos son los tres retos más importantes. Para cada uno hay un reto de desarrollo del liderazgo que me gutaría plantearos.

1) La escucha. Escuchar dónde está cada uno de los jugadores, y dónde está el equipo en cada momento, me ayudará a seleccionar, más allá de lo planificado, que es es lo eficiente, lo útil, lo posible, lo adecuado en cada momento. Escuchar significa observar, mirar, preguntar… en definitiva recibir información, no solamente estar pensando en enviar información.

“Escucha aún a los pequeños, porque nada es despreciable en ellos” (Séneca)

2) La paciencia. A veces, repetir algo, simplificar tareas o exigencias en momentos determinados, ayuda a que las cosas acaben pasando, aunque no sea en el momento idealizado por nosotros. Esto nos ayudará a no rendirnos, a no rebajar lo que esperamos de ellos. Hacer las cosas un poco más tarde, con un proceso más adecuado a la realidad que me encuentro, también es conseguir las cosas.

“La paciencia es un árbol de raíz amarga pero de frutos muy dulces.” Proverbio Persa

3) La claridad. Herramienta cada vez más imprescindible en la comunicación con el equipo. Tengo que conseguir que entiendan y acepten lo que es realmente importante, y su por qué. Y ser claro es decir lo que hay, cuando pasa. No evitar conversaciones complicadas o convertirlas solo en gritos o expresiones de desaprobación.

“La claridad es amable” (Brené Brown)

Escucha, paciencia y claridad son actitudes que, si las trabajamos, nos dan un liderazgo inteligente, consciente y sostenible en el tiempo. No es necesario conseguir todo en la pretemporada, para mí el objetivo del entrenador para la pretemporada, es desarrollar estos tres hábitos o herramientas o actitudes, que me van a permitir trabajar todo el año con claridad y coherencia.

22
Jun
8 apuntes sobre la FINAL ACB

«Es mejor liderar desde atrás y poner a otros al frente, especialmente cuando las cosas van bien. En cambio, debes tomar la primera línea cuando hay peligro. Es entonces cuando la gente apreciará tu liderazgo» (Nelson Mandela)

Algunas reflexiones breves desde la perspectiva del liderazgo del entrenador y las dinámicas de los dos equipos, detalles de jugadores, etc… Empiezo con la primera cita de Mandela para introducir una mirada sobre los dos liderazgos en esta final, de Pesic y Laso.

Los roles dinámicos en Madrid.
Presencias y ausencias dentro de un mismo partido, o en la serie. Secundarios de lujo, desapercibidos un día, protagonistas otro. Jugadores de primera parte, otros de segunda parte. Jugadores de cuarto. Esto enriquece mucho y abre la puerta a las sorpresas y a los cambios de guión. Y a mantener iniciativa de juego. La teoría de los liderazgos dinámicos, clave para entender las organizaciones de éxito hoy en día.

El “gato panza arriba”.
Dureza mental de ir por detrás. El Barça ha ido a remolque la gran mayoría de minutos. Para mí la diferencia de calidad es clara entre los dos equipos. Es muy difícil jugar así tantos partidos seguidos y no obstante mantenerse con espíritu y competitividad.

Avance sólido e insuficiente.
El Barça ha dado bastantes pasos adelante en esta temporada y media con Pesic. El Madrid, también. Y, evidentemente partía con mucha ventaja. Las distancias se acortan. Todavía no a 5 partidos este año.

Pesic, “el rugido del león”.
Pesic ha tenido que revolucionarse al máximo para dotar de espíritu competitivo a un equipo que no lo tenía. Ha dado todo para ello. Es la incomodidad del cambio. Los sistemas se resisten a cambiar, y Pesic ha catalizado ese movimiento en el Barça. Es lo que prefiero ver, antes que juzgar determinados comportamientos. Esos comportamientos no se pueden explicar ignorando el “desde dónde” está liderando. Más o menos consciente, pero hay una terminología en el mundo del coaching de equipos que explica esta actitud, que es «el rugido del león». Implica hacer frente a cualquier tipo de conflicto, sosteniéndolo hasta donde haga falta. Obviamente no se puede estar siempre ahí, pero mi lectura de los últimos dos meses de Pesic es esta: “dar el máximo, dar lo que haga falta, yo el primero”.

La sangre fría.
Final partido 2. Rebote de Rudy, balón a Llull, cambio del balón de lado a Carroll. Finta, paso lateral, tiro, canasta y balance defensivo. Esa secuencia que todos recordamos. Espectacular. Solo con mucho nivel de confianza en el equipo y en uno mismo, se puede jugar esos segundos así.

Monsieur Heurtel, imprescindible para los dos equipos.
Aguantar a un equipo entero desde el talento de ataque, la creatividad y el descaro. Y sus sombras también están…. Pero sin él no habría habido final.

Pesic, ¿viejo o anciano (elder)?
Pongámonos por un momento en el lugar de Pesic. Todo el año trabajando en hacer más competitivo el equipo, viajando, creciendo como equipo fiable, ganando, perdiendo pero trabajando al limite. Y en cada pequeño momento malo, rumores, el fantasma de Saras, que si está viejo… En este país no se valora todo lo que aporta la edad. Parece que joven es mejor que viejo, y no es así. Los americanos tiene el concepto “Eldership”, el anciano, pero no despectivo sino a nivel de respeto y admiración a una sabiduría ganada con la experiencia. Pues eso, ¿viejo o anciano?

Huérfanos de análisis.
Movistar Puls pretende ofrecer calidad en sus productos. Cuida muchos detalles. Sin embargo, la figura del analista no ha existido. Una lástima en una final tan rica en detalles tácticos, estratégicos, de iniciativa de ritmo de partido, de roles, rotaciones, etc… muchas respuestas que no han tenido ni preguntas.

«Un buen líder lleva a las personas a donde quieren ir. Un gran líder las lleva a donde no necesariamente quieren ir pero deben de estar» (Rosalynn Carter)

19
Abr
Lo que vemos en los mejores Entrenadores: claridad y verdad.

«Nada más fácil que confundir; nada más difícil que la claridad», Julian Barnes

Años analizando, estudiando, leyendo, hablando y experimentando… sobre como liderar equipos. Y esas dos son las conclusiones a día de hoy más poderosas para mí. La valentía de ser claro y de “ser verdad”. Eso pasa cuando lo que sentimos, lo que decimos y lo que expresamos con el cuerpo va de la mano.

Lo que para mí es la clave de la inteligencia emocional tiene más que ver con reconocerlas y expresarlas (o sea, aprovecharlas) que con controlarlas o gestionarlas. Y luego, cada uno tiene sus patrones, sus límites y sus experiencias. Un buen líder es quien se traiciona menos a sí mismo. No quien intenta ser lo que no es, el que manipula, usa el sarcasmo o crea distancia para protegerse y no mostrar esa verdad.

Y las emociones… todas ellas. Cuando tenemos miedo (emoción) de lo que sentimos, es porque pensamos que es inadecuado. Entonces empiezan los problemas. Ponsarnau lleva al Valencia a ganar la Eurocup sin estar gritando todo el rato a sus jugadores, desde un estado emocional básico de tranquilidad. Y como es su verdad, los jugadores entienden que con el 0-11 lo que va a hacer Jaume es transmitirles confianza en que pueden enderezar el camino ellos, en ese momento. Y seguramente Saras no permitirá que se llegue al 0-11, antes pedirá un tiempo y les dirá de todo. Y los dos estilos son verdad, y son claros porque representan lo que esta persona es en el día a día al frente del equipo. ¿Es mejor la paciencia que la impaciencia? No, es mejor la verdad.

Laso felicita, celebra con sus jugadores acciones durante el partido, y también les abronca en determinados momentos. Trabaja mucho desde la empatía y también desde la exigencia. Lo mismo, el equipo sabe que su entrenador es verdad. Porque el cuerpo de Laso no miente. Y podríamos seguir con Obradovic, Pesic….

Otra cosa es que les guste más o menos uno u otro estilo. Como a todos. Lo que está condenado al fracaso son dos cosas. Primera, no estar preparado para dar respuestas técnicas-tácticas a lo que va sucediendo en el partido. Segunda, no ser claro, esconderse, pensar una cosa y decir la contraria, estar enfadado y ocultarlo por miedo…. Si eres verdad y no sabes, pues será verdad que no sabes, y por lo tanto no podrás ser claro, y perderás tu liderazgo. Si estás preparado pero no eres verdad cuando te expresas, no podrás ser tampoco claro, y sucederá lo mismo.

Quizás sea muy básico todo esto. Pero espero que resulte claro. Menos es más.

«La falta de claridad puede poner freno a cualquier camino hacia el éxito.» Steve Maraboli

11
Mar
What do you need to permanently rise your standard?

«If you do what you’ve always done, you will get you’ve always gotten» (Tony Robbins)

Don’t forget this: we are HUMAN BEINGS playing BASKETBALL

This is the big issue… you practice, you grow up… but, do you really increase your level every single day?
We bring you 6 keys to focus on.

1.- Ability to listen and communicate
Close the gaps between yourself and the environement is

2.- Emotional Intelligence
Understand, Identify and manage the emotions, allows to increase your performance to your real potential

3.- Be concious of strenghts and weaknesses as a player.
To take advantage, to focus and prioritize the learning process.

4.- Undestand the “NEXT”
What do you need to grow up to next level in every moment (phisical, tactical, mental or technical details or skills)

5.- Assume the price to pay.
Dedication, mentality to overcome obstacles, hold the difficult moments…

6.- Fully express the personality in the game.
Continuous self-awareness process.

ALL THE INFO OF THE CAMP IN THIS LINK

The result of those points is HUMILDITY+AMBITION. To be open to learn from everything and everyone. At the same time, engagement with the path to reach the dream.

This is our philosophy. #FRONTERAEXPERIENCE 7 years working for you, players. Helping players to raise the standard. Our main difference is that we work 10 coaches for 25 players, wich means full individualization in the learning process. We combine on and off-court work. Mental-Emotional-Technical and tachtical work.

16
Ene
Integrando a los padres en #FronteraExperience2019

«Nunca sabes lo que están esperando de ti, así que simplemente sal a la cancha y juega.» (Manu Ginobili)

Los adultos tenemos la gran responsabilidad de acompañar a los chicos y chicas en su proceso de maduración. Padres y entrenadores nos encontramos en ese camino. Nos hace mucha ilusión desde Frontera Experience  crear este turno U-14 (nacidos 2005, 2006 y 2007). Hasta este momento empezábamos a trabajar con los chicos y chicas de 14 años para adelante… Y cada año tenñiamos que decir “NO” a personas interesadas en que sus hijos pudiesen venir, porque eran menores de esa edad. Finalmente hemos creado un turno específico con una serie de valores diferenciales y adaptados a esa edad. Pero sobretodo convencidos que las herramientas que trabajamos, si se empiezan a conocer antes, aportan un beneficio más importante si cabe en el desarrollo y la trayectoria del deportista.

Cuerpo y emociones, cómplices!
Es un momento clave en el desarrollo personal y emocional. El baloncesto es un vehículo ideal para expresar la personalidad. Y este momento de cambio de balón, de dimensiones de pista, del propio cuerpo, es también el momento donde se configura el paso del jugador niño al jugador adulto. Se marcan las pautas que guiarán el crecimiento en los próximos años. Ser conscientes del cuerpo, fortalezas y debilidades. Identificar las emociones que están vinculadas al entrenamiento, la competición, la comunicación con los demás… y saber aprovecharlas todas en positivo. Aprender a detectar el diálogo interno, para poderlo optimizar…
El cuerpo del jugador/a de estas edades es un potencial inreíble. Tenemos muchas ganas de contribuir a que la vergüenza, la comparación, los miedos… no lo limiten.

El papel clave de los padres
Nosotros, los entrenadores, tenemos la gran suerte de que los padres nos dejais en nuestras manos lo que más amáis, vuestros hijos, para que les ayudemos a canalizar y expresar su pasión por el baloncesto. Y lógicamente, gracias a esa motivación, tenemos en nuestras manos parte de su desarrollo como personas. Vosotros, los padres teneis muchas ganas de que vaya todo bien, y a la vez mucha incertidumbre, dudas, miedos… igual que nosotros, los entrenadores. A veces los adultos no sabemos como hacer las cosas, no sabemos como ayudar. No sabemos si es mejor dejar que se equivoquen o prevenirles. Sin querer y sin darnos cuenta, les traspasamos nuestras inseguridades, miedos, expectativas.


Hemos querido integrar a los padres en el campus! Por eso, vamos a hacer dos trabajos con vosotros: al llegar al campus, y al recoger a los chavales al final.

Este trabajo estará dirigido y facilitado por Marta Esteve. Marta está especializada, entre otras cosas, con el trabajo familiar. Ya forma parte del equipo porque también trabaja con los entrenadores y jugadores desde el año pasado.

Visita la página del campus

 

“Hacerme a mí mismo como jugador”
Qué importante el autoentrenamiento! La auto consciencia de mi cuerpo. ¿Cómo ejecuto la técnica? ¿Qué necesito sentir en el cuerpo para ser más efectivo, versátil, creativo, eficaz, constante..? ¿ Cómo puedo auto-entrenarme para poder mejorar? ¿Qué me hace especial o diferente? ¿Qué quiero aprender a hacer realmente bien? ¿Como transmito quien soy yo, a través de como juego a basket?
Estas y otras miles de preguntas que pasan por la cabeza, a veces inconscientemente, van a ser respondidas por vosotros mismos, jugadores, en este turno!

«Es mejor acompañar, animar y orientar que sobreproteger, salvar o rescatar.» Àlex Rovira

16
Nov
¿TIENE SENTIDO CONFRONTAR PSICOLOGÍA vs COACHING EN EL DEPORTE?

Los últimos meses e incluso años se está generando una controversia de parte del mundo de la psicología sobre el trabajo de terapias diversas y coaching, señalándolos como intrusismo, e intentando desprestigiarlo. Yo hace tiempo que tengo una perspectiva muy clara sobre eso que me gustaría compartir en este texto.

 

La realidad es que hay una creciente necesidad de atender el aspecto mental-emocional-corporal, es decir, el aspecto humano, artístico, creativo, etc… en el ámbito del deporte. Y creo que hay algunas distinciones muy importantes al respecto.

 

Yo no soy psicólogo. No tengo el título. Lo que llevo son 10 años formándome contínuamente en diversas disciplinas relacionadas. Además de 29 temporadas como entrenador en todos los niveles posibles….Y mi sensación es que, como en tantos otros apartados de la vida, en este momento de la historia, las demandas del mundo laboral van por delante de lo planteado estrictamente en las carreras académicas tradicionales.La revolución educativa es una necesidad por atender en general, todavía. En el deporte, por ejemplo, hay necesidad de potenciar, utilizar, incluso descubrir en algunos casos, la parte emocional, y el propio cuerpo, y vincular todo eso a la mente y la técnica. Ya sea desde la perspectiva del deportista como la del entrenador.

 

Hay infinitas necesidades, realidades… algunas son individuales, otras sistémicas, algunas clínicas o de trastornos también. Hay de todo. Y también hay diferentes creencias, necesidades de los clientes. Hay personas que buscan un desarrollo de su capacidad de liderar o transmitir, un plan de acción, un desarrollo comunicativo, una gestión del conflicto. También hay una excesiva robotización y uniformidad de procedimientos de entrenamiento y ejecución de gestos técnicos, una falta de personalidad o de expresión auténtica y libre del deportista y del entrenador. Eso requiere abordajes creativos, individualizados y dinámicos y abiertos.

 

En muchos de estos casos, una formación variada e integrada de conceptos como coaching, mirada sistémica, arte terapia, gestalt, danza, teatro, etc… aportan una especificidad y una personalización de los procesos y las situaciones que aceleran la transformación desde una mirada expansiva, expresiva e integradora.

 

Pienso que estamos para eso muchos profesionales diversos, desde los psicólogos hasta un coach, una persona que trabaja la parte artística, etc… Creo que estamos todos en un mismo barco y no tiene mucho sentido descalificar a otros por la etiqueta genérica, otra cosa sería por su profesionalidad o capacidad. Es decir, como en todo, hay personas preparadas y profesionales sin un título universitario, y otros con título que no reúnen esas capacidades. Hay quien frivoliza sobre que es coach por haber hecho un curso, o ni eso… Al final sobreviven los buenos. Es la ley del mercado. Sin más.

Estaría bien quitar el foco de los demás y ponerlo en el propio valor y desarrollo, para todos, empezando por uno mismo, evidentemente. Estamos en un reto conjunto de humanizar (en el sentido de completar) el deporte. Vamos a por ello!

27
Oct
La subtil renúncia al lideratge

«Un líder es un negociador d’esperances»(Napoleon)

Agost de 2005. Comença la meva aventura com a primer entrenador ACB a Manresa. Il.lusió, energia, esperança, repte, ganes infinites de fer-ho bé. 5 jugadors de la cantera a l’equip, dos “capitans de luxe” com Ferran Laviña i Albert Oliver. Un cos tècnic amb els amics Jaume Ponsarnau i Aleix Duran. Molta joventut, i molta qualitat i potencial. Fe infinita en l’equip.

Comencem molt bé (4-5 a la jornada 9). Durant aquestes primeres jornades, utilitzo a fons els meus valors, el meu estil de lideratge, basat en la creativitat, la valentia i la mentalitat guanyadora. Aconseguim un estil de joc valent, directe, i amb participació de tots, que ens porta grans resultats. A partir d’aqui perdem un parell de partits per un sol punt a casa contra Gran Canaria i Valencia, entrenats pels meus dos mestres Salva Maldonado i Ricard Casas. I comencem a encadenar derrotes fins a 8, moment en que em relleven del carrec.

Què passa en aquests 8 partits, a nivell de lideratge? Deixo de ser jo. Em torno , poc a poc, més conservador, seriós, preocupat, deixo de ser creatiu, de posar fragments de película, o tocs creatius o d’humor a les reunions prepartit… em converteixo en un entrenador “normal” amb la qual cosa perdo el meu avantatge competitiu: la meva autenticitat, els meus valors, la meva il.lusió. Inconscientment, deixo que la por, el control, el recel, el dubte s’apoderin de mi.

Començo compartint la meva experiència per si serveix. Estem en un moment de temporada on els resultats poden começar a tenir aquest efecte de desgast del lideratge. Potser serveix a algú això. A algun entrenador, i també a algun ajudant que pot veure això en el seu primer entrenador i el pot ajudar a adonar-se’n. Estar obert a canvis, a ajustos en els plantejaments i decisions també és lideratge. Però convé posar consciència si aquests canvis venen des de la por o des de la confiança i els propis valors i principis. Al capdavall, independentment del resultat, quan entrenem hem de sentir-nos en pau i equilibri amb qui som com a persones. Es la millor manera de ser feliços i pertant, projectar aquesta felicitat i esperança, i inspirar al nostre equip a seguir-nos i a creure. Si deixo de creure en mi, deixo de creure en ells, i pertant, ells deixen de creure en mi. Sempre que estem en un equip, podem aconseguir coses increïbles, sempre. Us animo a no caure en aquesta subtil renúncia.

«Els líders excel·lents surten del seu camí per potenciar el autoestima del seu personal. Si les persones creuen en si mateixes, és increïble el que poden aconseguir». (Sam Walton)

Copyright 2014 / Xavi Garcia